PUBLICIDAD
END OF ADVERTISING

¿Pueden Los Perros Comer Fresas?

Mantener a tus animales alejados de los restos de comida puede ser difícil, pero una pregunta muy común, especialmente en verano, ¿pueden los perros comer fresas?Los perros deben evitar una variedad de alimentos para mantener su salud general, pero las fresas son seguras para los perros siempre que estén frescas. Hay posibles efectos secundarios si le das a los perros fresas enlatadas o fresas en almíbar.

Índice
  1. ¿Pueden los perros comer fresas?
  2. Los beneficios de las fresas para perros
    1. Mejorar la salud dental
    2. promover la pérdida de peso
    3. aumentar la inmunidad
  3. efectos secundarios potenciales
    1. dolor de barriga
    2. peligro de asfixia
    3. raza poco saludable

¿Pueden los perros comer fresas?

Los perros pueden comer fresas porque los principales componentes de esta fruta son potasio, fibra dietética, magnesio y yodo, así como vitamina K, vitamina C y varias vitaminas B. La dulzura es un regalo único para los perros porque la mayoría de su comida es salada por naturaleza, pero no hay una toxicidad inherente en las fresas que pueda dañar a su compañero canino.

Como es el caso de las moras y los arándanos, los perros pueden comer fresas de forma segura en cantidades pequeñas a moderadas y, de hecho, pueden beneficiarse de estas ricas fuentes de nutrición.

Los beneficios de las fresas para perros

Las fresas tienen muchos posibles beneficios para la salud de los perros, como estimular su sistema inmunológico y su salud oral, además de ayudar a controlar su peso.

Cachorro labrador olfateando fresas

¿Pueden los perros comer fresas?Crédito de la imagen: Shutterstock

Mejorar la salud dental

Gracias a las propiedades antioxidantes y estimulantes del sistema inmunológico de la vitamina C en las fresas, los minerales y nutrientes ricos en fresas ayudan a proteger las encías y los dientes de su perro contra las caries y las infecciones.

promover la pérdida de peso

A diferencia de los muchos alimentos salados y ricos en carbohidratos que normalmente alimentamos a los perros, las fresas brindan fibra dietética y una variedad de nutrientes que pueden ayudar a su perro a sentirse satisfecho, mantenerlo nutricionalmente satisfecho y evitar el aumento de peso excesivo, que puede ser difícil de bajar. !

aumentar la inmunidad

Así como los humanos se benefician al agregar vitamina C a su dieta, la misma vitamina puede ayudar a proteger a los perros de los diversos patógenos y posibles infecciones a los que están expuestos todos los días.

efectos secundarios potenciales

Aunque comer fresas (tanto silvestres como comunes) es una práctica segura para su perro, existen algunos efectos secundarios potenciales que pueden hacer que su cachorro se sienta incómodo, incluido el malestar estomacal y el riesgo de asfixia, y si comen fresas, aumentará el nivel de azúcar. niveles que las fresas frescas.

dolor de barriga

Al igual que con cualquier alimento extraño para perros, comer demasiadas fresas puede causar malestar estomacal, diarrea y vómitos. Si bien comer 1 o 2 fresas a la vez es fácil de digerir y tiene efectos positivos para la salud, comer demasiadas fresas puede provocar una fuerte reacción gastrointestinal.

peligro de asfixia

Aunque los perros parecen ser capaces de comer cualquier cosa, la naturaleza semiblanda de las fresas puede hacer que se atasquen en las vías respiratorias. Para los perros pequeños, es mejor cortar las fresas en trozos pequeños y agregarlas a su dieta normal, mientras que los perros más grandes generalmente no tienen problemas para comer fresas enteras.

raza poco saludable

Los perros solo deben comer fresas frescas, porque otras formas de fresas, como las fresas enlatadas y las fresas ricas en almíbar, pueden elevar sus niveles de azúcar a niveles poco saludables y es más probable que causen problemas estomacales.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Este sitio web utiliza COOKIES